Aumentan las ventas en México gracias al análisis del Small Data

Aumentan las ventas en México gracias al análisis del Small Data

Aumentan las ventas en México gracias al análisis del Small Data

Todo empresario busca siempre vender la mayor cantidad de productos posibles, al fin y al cabo, no sólo se necesita dinero para vivir, también para poder mantener la empresa y a los empleados que en ella trabajan. Muchas compañías se lanzan a crear campañas de marketing sin pensar realmente en cuál es su objetivo, malgastando miles y millones de dólares en algo que no les reportará ni la mitad de lo que han invertido. El sueño de toda gran compañía ha sido siempre adelantarse en el tiempo, tratar de conocer qué es lo que gustará antes de que guste, porque eso le daría una ventaja frente al resto de competidores inigualable. Una compañía que aumenta las ventas hoy mismo debe cambiar su forma de analizar los datos que obtiene y buscar otros que, seguramente, no ha tenido en cuenta.

Muy bueno es el ejemplo que han puesto nuestros compañeros de Neilpatel para hablar del Big Data y el Small Data. Muchos recordaréis cuando Google se planteó predecir la llegada de la gripe, basándose en búsquedas y tiempos de sus usuarios. Lo cierto es que a pesar de toda la información con la que contaba, sobrestimaron la aparición de la gripe un 50%, por lo que ese Big Data que planteaban no fue tan útil como ellos creían. Se calcula que sólo el 12% de las empresas tienen en cuenta su Small Data, es decir, los atributos de clientes insatisfechos que pueden ofrecer una gran información útil a la empresa. Por lo tanto, el 88% de las empresas no está trabajando correctamente la información que obtienen. México es uno de los países que ha comenzado a tener en cuenta el Small Data, y son muchas las empresas que buscan tener una relación más directa con sus clientes, tratando de saber cómo ven a la empresa y qué esperan de la misma. Podría decirse que no siempre es importante la variedad, sino también la calidad.

El servicio o producto que una empresa ofrece puede llegar a diario a miles de personas, y cada una puede tener algún tipo de sugerencia y/o problema con él. Conociendo ese tipo de información se puede trabajar para lograr soluciones que hagan mucho más atractivo el producto, algo que cualquier cliente agradecerá, comprobando el compromiso que la empresa tiene con la satisfacción de los mismos. De hecho, está demostrado que los clientes valoran muy positivamente que las empresas tengan en cuenta sus opiniones y se interesen por conocer cuál ha sido su experiencia. Para hacer un poco más sencillo esto del Small Data, podemos decir que se divide en tres principios básicos que nos harán obtener una información relevante:

  • Obtener los datos acerca de las metas clave de tu marketing.
  • Visualizar y escribir cómo sería el éxito de nuestro negocio.
  • Observar de manera rigurosa nuestros insights.

Que tengamos una empresa pequeña no significa que no podamos analizar nuestro Small Data, al contrario, hay muchas herramientas como Google Analytics o CoScheudle que nos proporcionan ayuda para analizar ese Small Data y obtener insights. Una buena idea es comenzar a analizar a los clientes que tenemos cerca de nosotros y utilizar la información recopilada para aumentar nuestras ventas. De ahí que en poco tiempo podamos notar un incremento de los beneficios, pero no debemos abrumarnos tratando de obtener información innecesaria ni grandes volúmenes de datos que no sabremos administrar. De hecho, mucha de la información que obtienen las grandes empresas, gracias a sus altos presupuestos para ello, no sirve de nada, porque al final el cliente y su experiencia es lo que cuenta, amén de un análisis de mercado que nos ayude a entender las necesidades y cómo adaptarnos para cubrirlas.

 

Sin Comentarios

Deja tu comentario

*